7 razones por las que deberías conocer gente fuera de tu zona de confort

Mujer acostada en la cama leyendo un libro

Tener citas dentro de tu zona de confort significa salir con gente que es “tu tipo”, que comparten tus mismos intereses y con las que estás en sintonía. Es normal que hagamos esto: Queremos disminuir las posibilidades de que la primera cita salga mal y aumentar las posibilidades de que todo vaya bien.

Pero, si desde hace un tiempo has estado conociendo a diferentes personas y estás sintiendo frustración porque sientes que siempre te encuentras a las personas equivocadas, ¿qué tal si tienes citas de una manera diferente, más allá de tu zona de confort?

¡Aquí tienes 7 razones para que te atrevas a conocer gente fuera de tu zona de confort!

1. Te has quedado sin perfiles en tu app de citas

Mujer haciendo swipe en el teléfono

Si a menudo llegas al final de tu lista de perfiles sugeridos y no has dejado de hacer swipe a la izquierda y rechazar a gente porque no son “tu tipo”, ¡es hora de que revises tus filtros!

Pregúntate, ¿cuáles de esos filtros son un factor realmente decisivo para ti? ¿Cuáles son solo preferencias?

Si son preferencias, como por ejemplo la edad, puedes intentar expandir tus parámetros de búsqueda dos o tres años en ambos sentidos. Así verás nuevos perfiles y quién sabe, podrías sorprenderte. Después de todo, la edad es solo un número, ¿verdad?

2. Siempre vives las mismas historias

Dos personas sentadas en un banco con un café y conversando

Seamos realistas, nos gusta hablar con personas con las que tenemos algo en común, ya sea nuestro país favorito, equipo deportivo o ciudad preferida. Es un sentimiento familiar porque sabes cómo manejar la conversación. 

Pero tener citas con personas con intereses idénticos puede llegar a ser aburrido después de un tiempo. 

No necesitas hacer un giro de 180 grados y salir con alguien completamente diferente, pero intenta descubrir gente con otros intereses. ¿Hay algo en su perfil que sea nuevo para ti y te intrigue? ¡Adelante, inténtalo! 

Y si al final no funciona, al menos habrás tenido una experiencia nueva.

3. De todos modos, no sabes lo que quieres

Chico sosteniendo un teléfono y mirando alrededor

Si aún no sabes exactamente lo que buscas en una pareja, entonces déjate llevar y ábrete a salir con personas con las que normalmente no lo harías.

No, esto no significa que tienes que darle like a todos. Nos referimos a esos perfiles en los que realmente te detuviste a pensar si te gustaban o no. 

Probablemente hubo una razón por la que te tomaste un segundo más para pensar o mirar su perfil nuevamente. Si no tienes 100% claro qué es lo que estás buscando, simplemente anímate.

4. No has tenido mucho éxito saliendo con gente de “tu tipo”

Hombre y mujer sentados en un sofá y charlando

La psicóloga especializada en relaciones de pareja, la Dra. Lisa Firestone, afirma que buscamos personas que nos ayuden a mantenernos dentro de nuestra zona de confort incluso si esa zona no es la ideal. La realidad es que preferimos lo familiar, es decir, estar con personas que refuerzan las opiniones que tenemos de nosotros mismos.

A veces, esto puede deberse a una necesidad insatisfecha en la infancia o una relación anterior, por lo que intentamos volver a lo que nos resulta conocido para tratar de buscar una solución.

Pero si este tipo de relaciones no ha funcionado hasta ahora, ¡es el momento de mirar más allá de “tu tipo”! Nadie sabe si irá bien o mal, pero ¿qué te impide conocer gente que nunca antes habías considerado? ¡Quién sabe si “esa chispa” que tanto buscas podría surgir entre ustedes! 

5. Vivirás nuevas experiencias

Dos personas haciendo deporte juntos

Tener citas fuera de tu zona de confort significa ir a lugares a los que nunca habrías ido, probar cosas que nunca habrías probado y conocer personas fuera de tu círculo social.

Si en tu lista de propósitos de año nuevo has escrito «comenzar a hacer ejercicio», intenta salir con alguien a quien le guste hacer ejercicio y sugiere hacer algo activo en la primera cita. 

Incluso si la cita no es buena, habrás tenido una sesión de gimnasia y vivido una experiencia diferente. Además, un estudio de la Universidad de Yale ha demostrado que cuando nos exponemos a situaciones nuevas, entrenamos nuestro cerebro de forma muy positiva.

6. Puedes conocer nuevas perspectivas y crecer

Hombre y mujer tomados de la mano

Algunas investigaciones sobre relaciones de pareja afirman que nos gusta estar con personas similares porque esto significa que ya hay una validación: si ya sabemos que les gusta lo que hacemos, significa que lo que nos gusta es “lo correcto”. Pero si bien esta validación es reconfortante, no nos ayuda a crecer.

Tener citas fuera de tu zona de confort significa conocer personas que tienen diferentes opiniones sobre temas como cultura, religión, política y abrirse a otros puntos de vista. ¡Y eso está bien! 

Si sales con personas de diferentes orígenes y escuchas sus historias, descubrirás otras formas de ver el mundo. Ver el mundo a través de los ojos de los demás contribuye a tu crecimiento personal. Te conviertes en un mejor oyente y puedes desarrollar una mayor empatía por personas diferentes a ti.

7. Y por último, ¿y si acabas conociendo a la persona correcta de forma inesperada?

Hombre y mujer riendo y abrazándose

Si censuras lo que está fuera de tu zona de confort, limitas tus opciones de citas en base a tus ideas preconcebidas.

Por ejemplo, si no quieres salir con alguien porque no se ajusta del todo a tus criterios físicos, estás descartando a esa persona aunque no tengas idea de cómo podría ser su personalidad o carácter.

Tu zona de confort es cómoda y sencilla. Pero si esta zona no te ha funcionado hasta ahora, tal vez sea hora de que tomes las riendas de tu vida amorosa, salgas de ella y hagas las cosas de otra manera. 

Al elegir salir de tu zona de confort, te abres a nuevas personas, lugares, experiencias y perspectivas. 

Al elegir tener una cita diferente, es posible que te encuentres con alguien a quien hayas pasado por alto y que al final todo salga ¡quizás mejor de lo que esperabas! 

Pero nunca lo sabrás si no das ese primer paso, ¿verdad?

Sarah C.

Sarah C.

Sarah C. es una escritora de Singapur. Le encantan las comedias románticas y su favorita de todos los tiempos es “10 cosas que odio de ti”. Lo que más le molesta cuando tiene citas son las personas que son groseras con los meseros y las que no pueden dejar de mirar sus teléfonos.

LEER MÁS

Comparte este post

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en linkedin
Compartir en pinterest
Compartir en email
Únete a #Dating